martes, 30 de agosto de 2011

Consejos para la maratón

Durante este verano han sido muchas las competiciones que se celebran a lo largo de los pueblos de nuestra geografía, y seguro que está la de tu localidad que has querido realizarla al máximo de tu rendimiento. Pero en la memoria de todos está el mes de Septiembre y con él, el inicio de la preparación para la maratón del 27 de Noviembre en Valencia. El cambio de fechas ha propiciado diferencias en la planificación de la temporada para muchos de vosotros. Por ello queremos dar algunos consejos básicos para que la preparación sea correcta y puedas disfrutar de ella.


Ten en cuenta que, para preparar correctamente la Maratón y realizar un entrenamiento específico para ella, tienes que tener el organismo suficientemente descansado tanto en la parte física como mental. Por tanto, antes de iniciar la preparación específica procura realizar un descanso activo durante un par de semanas. Te permitirá cargar las baterías de tu cuerpo y afrontar con garantías la exigencia de los entrenamientos y realizar la planificación adecuada.

Uno de los principios básicos del entrenamiento es la individualización de los mismos, por ello, es fundamental saber donde tienes tus umbrales de entrenamiento. Por un lado el aeróbico, para realizar el trabajo de resistencia y la mejora del consumo de grasas; y por otro, el anaeróbico para trabajar ritmos de competición. No dudes en realizarte una prueba de esfuerzo que te marcará correctamente estos datos y otros de especial interés. Por supuesto, no hay nada que tenga mayor interés que tu estado de salud. Los años pasan para todos y hay que vigilar de cerca nuestros indicadores físicos.
Controla tus cargas de entrenamiento porque son más de las que tú piensas. Has de realizar muchos equilibrios durante la programación para sacar el tiempo de entrenar. Trabajo, familia, amigos…. y otros factores que alteran el día a día de la preparación. Todo ello hay que tenerlo en cuenta, porque de lo contrario, acumulas más fatiga de la que crees. Por este motivo, hay ocasiones que entrenamos más de lo que debemos y nuestro nivel de rendimiento no es el esperado.

Procura llevar un plan de entrenamiento adaptado a tus posibilidades de tiempo y de rendimiento. No sigas planes estandarizados porque no tienen en cuenta tus características individuales, y por supuesto no controlan tus adaptaciones fisiológicas del entrenamiento marcado. Una cosa es la carga programada y otra la carga real, que es la consecuencia del entrenamiento en tu organismo. Este dato es el que tenemos que tener en cuenta para programar el entrenamiento del día siguiente.

El entrenamiento complementario cobra relevancia en una planificación con tantas semanas de trabajo. Hay que realizar un poco de tonificación muscular en el gimnasio, que nos va a permitir reforzar las articulaciones y por lo tanto, prevenir posibles lesiones. No olvides hacer ejercicios de flexibilidad y elongación muscular, tonificar los abdominales y compensar la zona lumbar. Todo ello debe ir acompañado de una dieta correcta y equilibrada al igual que de una excelente hidratación. Por último, no olvides visitar al fisio de forma regular, no cuando tengas problemas o cuando sea demasiado tarde. Si no entrenamos no mejoramos.

Es tan importante disfrutar de la competición como del recorrido que hacemos durante las semanas de entrenamiento. Ha llegado la hora, las ilusiones están puestas, los nuevos retos en mejorar la marca también, los clubs estáis organizando vuestros entrenamientos, habéis comprado nuevo material deportivo…. Todo está a punto para iniciar la preparación del gran objetivo de la temporada.

SUERTE !!!

José Garay Cebrián
Preparador Físico

No hay comentarios:

Publicar un comentario